jueves, 24 de febrero de 2011

ALUMINIO

 ALUMINIO






El aluminio es uno de los materiales para la fabricación de envases de metal más utilizados —sólo después del acero. En 1997 la industria del aluminio recicló 3.7 millones de toneladas métricas de aluminio. Dado el elevado costo del aluminio, es más conveniente reciclarlo que desecharlo.
El aluminio tiene entre sus propiedades la ligereza, maleabilidad, resistencia a la oxidación, impermeabilidad a gases y radiaciones, así como la probada inocuidad del metal y sus sales.

Aunque el aluminio resiste bien los disolventes y las grasas, su resistencia a los ácidos y bases fuertes es bastante pobre, a menos que se proteja con algún recubrimiento de cera o laca. La hoja metálica protege bien de la luz y a menudo se usa para suministros sanitarios sensibles.
Las hojas de aluminio de las que están fabricadas las latas puede parecer delgada y fácil de perforar, pero es casi impermeable a la humedad y al oxígeno. Esto hace de los envases de aluminio algo ideal para transporte largo.

El aluminio en hojas es atractivo y fácil de decorar, tiene capacidad de plegado y se puede moldear en cualquier forma, aunque el aluminio plegado se arruga fácilmente, el mejor uso del aluminio es la fabricación de latas, que son 100% reciclables.

USO Y RECICLAJE DE ALUMINIO (Y OTROS METALES)

Metales como ALUMINIO, plomo, hierro, acero, zinc, cobre, oro y plata son reciclados fácilmente cuando no están mezclados con otras sustancias porque pueden ser fundidos y cambiar de forma, o adoptar la misma anterior. Una gran ventaja del reciclaje de los metales, comparados con el papel, es el ilimitado número de veces que se pueden reciclar. Sin embargo, presentan una desventaja: no se pueden reciclar en casa.
En el caso de aluminio este se ha puesto totalmente de moda ya que todas las personas quieren reciclar y obtener beneficios más que nada económicos por venderlos, aunque no se preocupen en realidad cuanto contaminan éstos desechos.
El reciclaje del aluminio está incrementándose bastante debido a que una lata producto del reciclaje, requiere sólo una fracción de la energía necesaria para elaborar una lata similar, con materia prima. 

FABRICACIÓN Y RECICLAJE DE ALUMINIO:
  • Para crear nuevo aluminio se necesitan grandes cantidades de materia prima (bauxita, que es el mineral del que se obtiene) que no abunda en la naturaleza, además de que el proceso es altamente contaminante.
  • Reciclar aluminio representa un ahorro de 91% de la energía que se requiere para renovarlo, además de que evita mayor contaminación de la atmósfera.
  • Reciclar el aluminio evita las altas emanaciones de gases a la atmósfera y con ello se reduce la contaminación del aire.
  • Reciclando una lata de aluminio se ahorra suficiente energía como para hacer funcionar un televisor por 3.5 horas.
  • Por cada tonelada de aluminio tirada a la basura hay que extraer 4 toneladas de bauxita. Durante la fabricación se producen dos toneladas de residuos muy contaminantes y difíciles de eliminar.
PARA PRODUCIR UNA TONELADA DE ALUMINIO SE REQUIEREN LAS SIGUIENTES CANTIDADES DE MATERIA PRIMA Y DE ENERGÍA:
  • 4,385.63 Kg de bauxita (óxido de aluminio hidratado)
  • 510.31 Kg de coque (carbón de piedra o bituminoso coquizado)
  • 483.29 Kg de carbonato de sodio anhidro
  • 163.60 Kg de alquitrán
  • 119.07 Kg de cal
  • Cantidades variables de metales de aleación, según se use como bote rígido o como lámina o papel de aluminio (de 15 a 5 % de manganeso, trazas de hierro, silicio, zinc, cromo, cobre y/o titanio.
  • 217.11 millones de BTU de energía.
Se requiere también dar tratamiento o eliminar lo siguiente:
  • 1,646.00 Kg de lodos rojos
  • 1,450.86 Kg de dióxido de carbono
  • 40.52 Kg de contaminantes del aire
  • 394.74 Kg de desechos sólidos
El reciclaje del aluminio produce los siguientes ahorros:
  • 95% del consumo de agua
  • 95% del consumo de energía
  • 95% de contaminantes atmosféricos

(Cuadro 1. Relación entre los materiales necesarios para la fabricación de una tonelada de aluminio, consumo de energía y contaminación)

CONSUMO DE ALUMNIO EN MÉXICO
En México se consumen al año:
  • 462,680 toneladas de acero y aluminio
  • 277,608 toneladas de aluminio
  • 180 latas de aluminio por habitante
Su consumo equivale a:
  • 15 millones 400 mil latas por día
  • 240 toneladas diarias en latas
  • 2,352,000 pesos
Otros datos importantes acerca del aluminio:
  • Cada persona desecha en un año alrededor de 13 kilos de latas de aluminio y hojalata.
  • Un kilo de aluminio está formado por aproximadamente 65 latas.
  • El 99% de todas las latas de cerveza y el 97% de las latas de refrescos son de aluminio.
  • Cuatro de cada cinco latas de refresco que se fabrican en el mundo son de aluminio y sólo el 50% se recupera para su reciclaje.
  • 10 latas por habitante año equivalen a 15,384.62 toneladas = 150 millones de pesos.
  • El costo del kilo de aluminio en lata es de 9.8 pesos en México
  • Una lata de aluminio regresa al aparador de la tienda 90 días después de su reciclaje.
  • Una lata de aluminio continúa siendo un residuo sólido después de 500 años.
RECICLAJE DE ALUMINIO Y CONCIENCIA AMBIENTAL EN MÉXICO



Si cada uno de nosotros reciclara 10 latas de aluminio al año ahorraríamos:
  • 150 millones de pesos en materias primas
  • La electricidad que consumen todos los televisores del país encendidos
    durante 5 horas: 593.13 GWh.
  • El gas que consumen 80 mil hogares.
  • 51 mil toneladas de petróleo.

Fuente: Thesis Consultores S.C., 2002. “Precios de los materiales recuperados a través de la pepena”. México. Instituto Nacional de Ecología, 55 p.

WEB ----->



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada